• 09 Oct 2008 /  Genética

    La antigua apicultura mexicana dependía de las abejas meliponas o abejas sin aguijón, y hasta el siglo XVI de nuestra era fueron introducidas las abejas europeas con las que actualmente trabajamos los apicultores.

    Fotografía: Abejas sin aguijón

    Pensando en los recursos genéticos actuales, posemos decir que las colonias silvestres europeas han sido desplazadas por las de origen africano y la africanización ha sido completa en México como sucedió en Centroamérica.

    Por otro lado los productores de abejas reinas continuamos inyectando genes europeos a través de las miles de abejas reinas que se producen comercialmente, además un gran numero de reinas que producen  apicultores para autoconsumo.

    En México prácticamente se manejan dos razas la Italiana, que son abejas muy apreciadas por los apicultores por su docilidad, por desarrollar grandes poblaciones, por dar una buena producción, por mantener abierto el nido de cría, por la facilidad de encontrar a la reina que es de color amarillo, entre otras. La otra raza que también es utilizada aunque menos es la cárnica, que son abejas también muy dóciles y compiten muy bien en la producción.
    Con menor frecuencia también se han utilizado la raza caucásica y algunas líneas como la Buckfast desarrollada por el Brother Adams el gran genetista Inglés.

    Fotografía: Abejas europeas

    A diferencia de otros animales, las abejas reinas se aparean volando, de manera que no se pueden controlar los apareamientos de manera natural, esto hace que para mantener recursos genéticos de gran valor sea necesaria la inseminación instrumental.

    Por otra parte desgraciadamente aun no se encuentran técnicas suficientemente desarrolladas para mantener el semen de los zánganos durante años y colonias extraordinariamente buenas no se pueden mantener como nosotros quisiéramos, ya que la única manera de mantener el material biológico es mediante colonias vivas, esto lo hace complicado por que el tiempo de vida de las abejas reinas muchas veces es corto, por esta razón para mantener un material genético durante años sin problemas de consanguinidad es necesario contar con varias líneas y mantener un gran numero de colonias con reinas inseminadas instrumentalmente.

    Actualmente pocos productores comerciales tienen trabajos de mejoramiento y mantienen líneas europeas mediante la inseminación instrumental y aunque algunos criadores compran reinas inseminadas o europeas de libre apareamiento, los controles genéticos en la cría de reinas en México son susceptibles a una gran mejora.

    Pudiéramos  decir que los recursos genéticos apícolas de valor para la apicultura en México son relativamente bajos y su distribución a nivel nacional limitada, principalmente por la falta de recursos económicos e ignorancia de los productores de miel.

    Tags: , , ,

  • 01 Oct 2008 /  Miel de abeja

    La miel es el resultado del  néctar de las flores procesado y secado por las abejas.
    Los apicultores extraemos la miel de los panales con equipos centrífugos dejando el panal de cera para que las abejas lo vuelvan a ocupar.
    Esta miel es envasada cuando se encuentra en estado liquido pero será por poco tiempo ya que la miel cristalizará (solidificara) de manera natural.

    Como mantener líquida la miel

    • Para mantener la miel durante seis meses en estado líquido es necesario calentarla a 63 Cº durante 30 minutos, enfriando rápidamente.
    • Cuando la miel se ha cristalizado y necesitamos licuarla la calentamos a 54 a 60 Cº.
    • Cuando es necesario bombear la miel para subirla a tanques superiores se calienta a 38 – 43 Cº.

    Las corrientes naturistas aconsejan no calentar la miel ya que se matan fermentos y levaduras, de cualquier manera si vamos a calentar la miel debemos tomar precauciones, ya que la exposición de la miel a altas temperaturas durante tiempo prolongado puede cambiar su color y sabor.
    *Basado en datos de: PHD Elbert Jaycox (com. per.)

    Tags: ,